Fundación Escuela para la formación y actualización en Diabetes y Nutrición

Fundación Escuela para la formación y actualización en Diabetes y Nutrición

Presidente: Prof. Dr. Adolfo V. Zavala | Fundada en 1993

Programas escolares para la prevención del hábito de fumar

+info - [2011-11-11]

Analiza los programs y resultados

Programas escolares para la prevención del hábito de fumar Thomas R, Perera R Las tasas de fumadores en adolescentes están en aumento en algunos países. Uno de los objetivos claros en materia de salud pública consiste en ayudar a las personas jóvenes a evitar que se inicien en el hábito de fumar, aunque existe incertidumbre sobre cómo hacerlo. Las escuelas proporcionan una vía 'para comunicarse con una gran parte de los jóvenes, y los programas para la prevención del tabaquismo basados en escuelas han sido ampliamente desarollados y evaluados. Examinaron todos los ensayos controlados aleatorios de intervenciones conductuales en las escuelas para evitar que los niños (de cinco a 12 años) y los adolescentes (de 13 a 18 años) comiencen a fumar. Se hicieron búsquedas en el Registro Cochrane Central de Ensayos Controlados (Cochrane Central Register of Controlled Trials, CENTRAL) y en el Registro Especializado de Ensayos Controlados del Grupo Cochrane de Adicción al Tabaco (Cochrane Tobacco Addiction Group's Specialized Register), MEDLINE, EMBASE, PsyclNFO, ERIC, CINAHL, Health Star, Dissertation Abstracts y en los estudios identificados en las bibliografías de artículos. Se realizaron búsquedas individuales en MEDLINE de 133 autores que habían realizado ensayos controlados aleatorios sobre este tema. Los criterios de selección fueron: tipos de estudios en que se asignaron al azar estudiantes individuales, aulas, escuelas o distritos escolares a grupos de intervención o de control y se siguieron al menos durante seis meses. Tipos de participantes: niños (de 5 a 12 años) o adolescentes (de 13 a 18 años) en ámbitos escolares. Tipos de intervenciones: programas para las aulas o los planes de estudio, incluidos los asociados con intervenciones familiares o comunitarias, que intentaran disuadir del consumo de tabaco. Se incluyeron programas o planes de estudio que proporcionaran información, programas que usaran enfoques de influencia social, enseñaran competencia social genérica, y programas con intervenciones de la escuela hacia la comunidad. Se incluían programas centrados en el alcohol o las drogas si se informaban medidas de resultado para el consumo de tabaco. Tipos de medidas de resultado: Prevalencia de no fumadores durante el seguimiento entre los que no fumaban al inicio del estudio. No se exigió la validación bioquímica del consumo de tabaco auto notificado para la inclusión de estudios. Se verificó si las citas identificadas eran ensayos controlados aleatorios. Se evaluó la calidad del diseño y la ejecución, y se obtuvieron los datos de las medidas de resultado. Debido a la marcada heterogeneidad del diseño y de las medidas de resultado sólo se procesaron las estimaciones agrupadas de los ensayos que podían analizarse juntos y de los que existían datos estadísticos. Se resumieron los datos principalmente con una revisión sistemática narrativa. Se agruparon los estudios por el método de intervención (información, competencia social, influencias sociales, competencia social e influencias sociales combinadas, programas multimodales). En cada grupo se localizaron los estudios en tres categorías (bajo, medio y alto riesgo de sesgo), de acuerdo con su validez según los criterios de calidad del diseño del estudio informado. De los 94 ensayos controlados aleatorios identificados, 23 fueron clasificados como de categoría uno (mayor validez). Había un estudio de categoría uno de suministro de información y dos de enseñanza de competencia social. Había 13 estudios categoría uno de intervenciones con influencias sociales. De estos estudios, nueve mostraron algún efecto positivo de la intervención sobre la prevalencia del consumo de tabaco, y cuatro no detectaron efectos sobre la misma. El Hutchinson Smoking Prevention Project, que es el estudio más grande y riguroso, no encontró ningún efecto a largo plazo de un programa intensivo de ocho años sobre el hábito de fumar. Había tres ECA de categoría uno de intervenciones con influencias sociales y de competencia social combinadas: uno proporcionó resultados significativos y uno sólo con instrucción por educadores de salud comparados con la autoinstrucción, o hubo pruebas de alta calidad de la efectividad de las combinaciones de las influencias sociales con los enfoques de competencia social. Un estudio de categoría uno proporcionó datos sobre las influencias sociales comparadas con el suministro de información. Había cuatro estudios de categoría uno de enfoques multimodales, pero aportaron pruebas limitadas de la efectividad de los enfoques multimodales, incluidas las iniciativas de la comunidad. Conclusiones de los autores   No existe una prueba fiable de los efectos del suministro de información sobre el hábito de fumar. Hay ensayos controlados aleatorios bien realizados para probar. los efectos de las intervenciones con influencias sociales: en la mitad de los estudios de mejor calidad los participantes del grupo de intervención fuman menos que los controles, pero muchos estudios no mostraron efectos de la intervención. Hay sólo tres ECA de alta calidad que prueban la efectividad de las combinaciones de intervenciones de influencias sociales y de competencia social, y cuatro que prueban las intervenciones multimodales; la mitad mostró resultados positivos significativos. Resumen con términos sencillos.Hay pocas pruebas sólidas de que los programas basados en escuelas son efectivos a largo plazo para prevenir el comienzo del hábito de fumar.  Se identificaron 23 ensayos controlados aleatorios de alta calidad de programas basados en las escuelas para evitar que los niños que nunca habían fumado se convirtieran en fumadores. Las intervenciones incluyeron el suministro de información, enfoques de influencias sociales, entrenamientos de habilidades sociales, e intervenciones en la comunidad. Hay pocas pruebas de que la información sola sea eficaz. La mayoría de los estudios recurrió a una intervención de influencias sociales. Aunque la mitad del grupo de estudios de mejor calidad encontró efectos a corto plazo sobre el comportamiento del hábito de fumar de los niños, el ensayo más largo y de mejor calidad (el Hutchinson Smoking Prevention Project) no mostró efectos a largo plazo de 65 lecciones durante ocho años. Son limitadas las pruebas en cuanto a los efectos de las intervenciones como el desarrollo de competencia social genérica, y las consistentes en un enfoque multimodal con iniciativas comunitarias.

 

Fecha de Publicación: 2011-10-29 06:24:57

ver todos los artículos de la categoría

 


FUEDIN | Fundación Escuela para la formación y actualización en Diabetes y Nutrición